Saturday, September 15, 2012

PENCONES EN CAMPAÑA ELECTORAL

Por JULIO MÉNDEZ BRIONES

Gabriel Paredes, izquierda, en Chillán Viejo.

Es muy probable que en las próximas elecciones municipales, más de algún pencón o pencona, avecindado en alguna otra comuna del país, sea candidato o candidata para ocupar alguno de los cargos que se designan por voluntad, popular el próximo 28 de octubre. Es más difícil que en alguna comuna nos encontremos con dos candidatos. Es el caso de Chillan Viejo, en donde Mauricio Careaga Lemus es candidato a Alcalde y Gabriel Paredes Montecino candidato a Concejal en la lista DC – PS e independientes.

Mauricio Careaga Lemus heredero de la vocación de servicio público de su padre, el recordado Enrique “Chueco” Careaga Romero, ex-alcalde de la comuna de Penco entre los años 1960 y 1962 , cuyo apodo se lo dieron sus amigos, en forma un tanto exagerada, por característica particulares de sus extremidades inferiores. Sin embargo, Don Enrique se caracterizaba por la rectitud en su conducta de amistad y solidaridad con sus vecinos y compañeros de trabajo.

Gabriel Paredes Montecinos, hijo de otro servidor público de la comuna de Penco, el recordado Francisco “Pancho Paredes”, ex-funcionario municipal, director del departamento de Transito del Municipio.

Para estos dos amigos de Penco que compiten en las próximas elecciones Municipales en la comuna de Chillan Viejo, les deseo el mayor de los éxitos y un ejercicio del cargo que sirva de ejemplo y testimonio, del autentico sentido de servicio público, que tanta falta hace para recuperar la confianza en la actividad política que necesita un país.

De Gabriel Paredes soy su amigo desde hace muchos años, de él conozco su trayectoria y vocación política que comenzó a manifestarse desde muy joven. Cuando en Chile y América Latina, el ordenamiento social económico y político mostraba un evidente agotamiento, frente al cual era necesario asumir definiciones desde la perspectiva de los valores, de opción e identificación con los interese de los grupos sociales más afectados de ese sistema injusto y desde la opción por hacer transformaciones estructurales profundas en la sociedad que permitiera una mayor justicia social. Es así como Gabriel Paredes en su juventud se definió como doctrinariamente cristiano, ideológicamente de izquierda y políticamente revolucionario, definición que yo compartí con él.

Han pasado los años, en el país y en el exterior se siguen observando situaciones de graves injusticias que demandan cambios profundos en las estructuras sociales políticas y económicas, transformaciones de requieren estar inspiradas en valores humanistas de solidaridad y respeto a la dignidad de la persona y que permitan más justicia social para una gran mayoría postergada y ausente. Porque estas definiciones fundamentales han estado presente en la mayor parte de la historia de Penco, tenga la confianza de que los candidatos portadores de la cultura y tradición pencona, en cualquier comuna del país, serán servidores públicos que no defraudarán a sus electores y, al mismo tiempo, serán un testimonio de recuperación del verdadero sentido de la actividad política, como práctica de construcción de una sociedad más prospera y más justa.

No comments: