Sunday, July 19, 2015

EL PROFESOR MIGUEL GONZÁLEZ DESTACÓ EN LA HISTORIA EDUCACIONAL EN PENCO

El profesor don Miguel González Gutiérrez, su esposa la señora Ana Parada Garrido y Gustavo González Contreras (nieto). La foto fue cedida a este blog por su nieta Ana Vera González.
Una escuela de niñas funcionó por años en el espacio que hoy ocupa el mercado municipal de Penco (que está clausurado), en el pasaje entre calle Freire y la línea férrea. Fue director de ese establecimiento don Miguel González Gutiérrez, recordado educador de Penco. Aquella era una escuela elemental de segunda clase, según las clasificaciones que se usaban entonces. Y como la mayoría de las escuelas de niñas, tenía grado vocacional. Esto era que a las alumnas se les entregaban conocimientos prácticos como costuras, modas, bordados y tal vez trabajos de cocina.
Lamentablemente la escuela elemental se incendió probablemente a mediados de los años 40 (no tenemos precisión de la fecha de ese evento). Para entonces la gente en Penco decía que la causa de ese siniestro fue que una plancha de carbón que usaban las alumnas quedó sin ser apagada y que por ahí comenzó el fuego. El espacio que se creó tras el incendio se convirtió durante un tiempo en una cancha de fútbol, hasta que las autoridades locales decidieron la construcción de un mercado municipal, el que funcionó por décadas hasta su cierre actual.
En el espacio del mercado hubo antes una escuela de niñas.
Don Miguel González asumió más tarde la subdirección de la escuela N° 31, cuya historia la hemos narrado en otro post. En ese establecimiento, que dirigía don Amulio Leyton García y un equipo de estupendos profesores y profesoras, se forjaron en los años cuarenta y cincuenta generaciones de pencones y penconas, de los cuales algunos se fueron de la ciudad y otros decidieron establecerse. Sin duda esa gente recordará todavía las excelentes clases recibidas en aquellos colegios de Penco.
El señor González era casado con la señora Ana Parada Garrido, también profesora. Vivían frente a la plaza local por calle Maipú. Tuvieron cinco hijos: Miguelina, Néstor, Gustavo, Gastón y Raquel. En el campo profesional, destacó por su abnegada labor docente en todos los ámbitos desde la disciplina del estudio a la formación integral de los estudiantes.  
Ya en sus tiempos de jubilado, don Miguel disfrutaba de la plaza, donde se paseaba y conversaba con amigos recordando antiguas anécdotas. Muchos lo recuerdan correctamente vestido de traje oscuro y chaleco en cuyos bolsillos guardaba su reloj de cadena. El señor González falleció en 1978.

No comments: